Piden quitar el Wi-Fi de las escuelas

El colectivo Escuela sin Wi-Fi trabaja para que los alumnos de los centros educativos tengan acceso a Internet de forma segura y saludable a través de conexiones por cable frente a las inalámbricas, tal como lo ha recomendado la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa en la resolución 1.815 de mayo del 2011, en la que insta a los estados miembros a proteger la salud de la población, especialmente la de los niños, frente a este tipo de radiaciones.

La sugerencia está avalada por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC), dependiente de la Organización Mundial para la Salud (OMS), que clasifica este tipo de radiaciones como “posible agente cancerígeno para el ser humano tipo 2B”, en base a 2.000 estudios con evidencias. Esa categoría también incluye, por ejemplo, teléfonos móviles, plomo, el pesticida DDT, el café, el cloroformo, las fibras acrílicas, la gasolina y el diésel, entre otros.

Por ello, Escuela sin Wi-Fi ha recordado ayer al Gobierno de España las recomendaciones en relación a la exposición de la ciudadanía a campos electromagnéticos, durante una rueda de prensa celebrada en Madrid. La plataforma pide establecer por ley el uso de sistemas de acceso a Internet a través de conexión por cable, regular el uso de teléfonos móviles por los estudiantes en el recinto escolar y declarar las escuelas “Zona Blanca” sin contaminación electromagnética.

“El colectivo recoge una creciente preocupación a nivel científico e institucional, ya expresada por la OMS. También han mostrado preocupación por este asunto el Consejo de Europa, la Comisión Internacional para la Seguridad Electromagnética (ICEMS), la Agencia Europea del Medio Ambiente, etc. Y esto es muy importante, sobre todo, si tenemos en cuenta la especial sensibilidad de los niños a las radiaciones. Sin embargo, en los convenios de Escuela 2.0 firmados por las comunidades autónomas con el Ministerio de Educación se establece explícitamente la obligatoriedad de realizar la conexión a Internet en las aulas mediante Wi-Fi. Esto es una amenaza grave para la salud de los niños, además de innecesaria, dado que hay otras alternativas totalmente seguras, como la conexión por cable. Es urgente sustituir la conexión Wi-Fi de los centros educativos”, advierte la coordinadora de Escuela sin Wi-Fi y directora de la Organización para la Defensa de la Salud, Irina Rodríguez de la Flor.

El Wi-Fi es un mecanismo de conexión de dispositivos electrónicos de forma inalámbrica. Los aparatos habilitados con Wi-Fi como un ordenador, una consola de video juegos, un teléfono móvil o un reproductor de audio digital, pueden conectarse a Internet a través de un punto de acceso de red inalámbrica, que puede tener un alcance de unos 20 metros en interiores y al aire libre, una distancia mayor.

En ese sentido, Rodríguez de la Flor ha comentado a Noticias Positivas que lo más importante para logar “una escuela más segura” es estar informado sobre la situación y divulgarla entre padres, profesores y otros trabajadores de los centros educativos. “Una vez que se es consciente del riesgo, pueden adherirse a nuestra petición pública en http://actuable.es/peticiones/peticinn-publica-retirar-wifi-las-escuelas-durante-el y también contactar con el grupo de acción más cercano http://www.escuelasinwifi.org/accion_espana.html para participar activamente en la campaña” explica.

Escuela sin Wi-Fi surge formalmente en septiembre de 2011 a partir del trabajo de la Fundación Vivo Sano, la Fundación Salud Geoambiental, la Plataforma Estatal contra la contaminación electromagnética (PECCEM) y la Organización para la Defensa de la Salud. En la actualidad, cuenta con el apoyo de Ecologistas en Acción, la Confederación Española de Asociaciones de Vecinos, la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid, así como organizaciones de afectados de Andalucía, Aragón, Asturias, Canarias, Castilla y León, Euskadi, Galicia, Navarra y Murcia, entre otros.

 

 

DATOS DE CONTACTO:

http://www.escuelasinwifi.org/

(Artículo publicado originalmente el 1 de marzo de 2012)

5 comentarios

  • 6 mayo 2012

    Es muy bueno probir el wifi en las escuelas, en francia hasta han proibido el uso del movil a los niños hasta los 12 años.
    Pero’ tambien hay que guidar la salud de los niños en casa, muchos juegan a las consolas con mando inalambrico y eso no es muy bueno.
    Con la playstation 3 es posible jugar sin que los niños reciban radiaciones, aqui os dejo un video de como hacerlo:
    http://youtu.be/GwEHtjkvSko

    Y tambien desconectar el wifi y usar el cable:
    http://youtu.be/LEqL8Doxqqs

  • lakeper
    2 marzo 2012

    ultrasónica no estás informada. el peligro es fundamentalmente para los niños y sobre todo está en la SOBREEXPOSICIÓN. En el colegio los niños pasan muchas horas. Es inaceptable que todo ese tiempo estén sometidos a este tipo de contaminación electromagnética. Se pide que se aplique el sentido común.
    Aunque donde hay dinero en juego….el sentido común suele brillar por su ausencia…
    Triste

  • César
    2 marzo 2012

    ¿Los micrófonos que emplean en la entrevista son inalámbricos?
    ¿Podrían indicar un estudio longitudinal donde se analice el efcto de las ondas de 2,4 e 5 GHz en el organismo? ¿Qué sucede con las líneas de alta tensión? Evidentemente las redes wifi se han integrado por una razón de coste económico, pero si se llega a demostrar que causan cáncer se deberían suprimir inmediatamente de todos los centros, de nuestros hogares, de nuestros trabajos todos aquellos dispositivos que emitan ondas electromagnéticas

  • 1 marzo 2012

    No queremos wifi pero pueden tener móvil, ¿no? Y antes de entrar en clase entendemos que calientan la leche en cazo y no en microondas, ¿verdad?

    Si es así, veo coherente la petición.

Dejar un comentario

*